Clases particulares en verano

Clases particulares en verano

Si durante el curso las clases particulares son una excelente herramienta para reforzar los conocimientos de asignaturas que se resisten, la demanda por este tipo de servicios crece de manera exponencial a partir del mes de junio. La razón es bien sencilla, cuando uno se encuentra en pleno periodo escolar siempre existe el apoyo por parte de profesores, incluso compañeros que pueden echarnos una mano. En cambio, finalizado el curso, y máxime si hay que recuperar alguna asignatura para septiembre, nos encontramos solos frente a los libros y se hace necesaria una ayuda extra, que viene de la mano de un profesor particular presencial o una academia especializada en clases de refuerzo en verano.

¿Son recomendables? Si bien nadie puede garantizarte el aprobado, contar con este soporte hará más fácil el tránsito hacia los exámenes de recuperación. Podrán ayudarte a organizar mejor tu tiempo, adaptarán la formación a tu nivel de conocimientos en la materia y te servirán de estímulo en los momentos de bajón.

¿De qué materias puedo recibir clases particulares?  De cualquiera de la/s asignatura/s que tengas pendiente/s. Tanto el profesor particular a domicilio como la academia tienen los recursos y la formación suficientes como para ayudarte en la materia o materias en las que lo necesites.

¿Cuánto me costarán las clases particulares? Esto variará, dependiendo de diversos factores. Uno de ellos es el referido a la elección entre un profesor particular presencial, a domicilio, y una academia especializada. La diferencia entre uno y otro se establece por la tarifa que se aplica en cada una de las circunstancias. En el primer caso te cobrarán por horas, mientras que las academias pueden realizarte un servicio con un coste cerrado mensual. La opción del profesor a domicilio es más costosa que el centro de estudios, algo lógico si tenemos en cuenta que se trata de una formación que recibimos sin tener que desplazarnos y de manera completamente personalizada. También dependerá del número de asignaturas por las que contrates el servicio.

Sea cual sea tu elección, insistimos, nadie hará el trabajo por tí. Recuerda que no solo deberás emplear tu tiempo, sino que será una inversión económica por la que merece la pena aplicarse.

Te puede interesar

Escribe un comentario