Cómo conseguir un buen perfil de LinkedIn

red de trabajo LinkedIn

Independientemente de si tienes trabajo o de si eres un estudiante, si quieres adentrarte en el mundo laboral debes saber que LinkedIn es una herramienta estupenda para ayudarte a alcanzar tus objetivos profesionales y a poder ampliar tus redes y tus contactos.  Esta red de contactos es ideal para aquellos que buscan empresas acordes a su perfil profesional y poder tener una toma de contacto, o para las empresas que están buscando nuevos socios u oportunidades.

Es muy importante tener un perfil profesional de LinkedIn bien configurado, porque así podrás tener todas las ventajas y ampliar así tus oportunidades laborales o de obtener nuevos contactos. A diferencia de Facebook que es compañera de otras redes personales, LinkedIn es una red profesional que anima a los usuarios a proporcionar un aspecto laboral a su perfil en la red. ¿Quieres conseguir un buen perfil en LinkedIn para conseguir mejores oportunidades?

 

Una foto adecuada a tu perfil

Si quieres transmitir confianza es necesario que uses una imagen de tu rostro que se adecue a tu perfil profesional. La primera vez que alguien acceda a tu perfil lo primero que verá será tu imagen, tu nombre, dónde trabajas y los resúmenes. Son unos segundos que permitirá a las personas conocer un poco más de tu vida laboral. Es necesario que la foto sea de tu rostro para que se vea bien quién eres. Es necesario que aparezca tu imagen porque si no es así, no podrás dar confianza o transmitir sentimiento de compromiso a la persona que está viendo tu perfil.

Un buen titular

Utiliza los 120 caracteres del título con una descripción clara de lo que haces actualmente. No sólo el nombre es importante para un puesto de trabajo, si no saben lo que ofreces las empresas no sabrán si les resultas interesante para ellos.

red de trabajo LinkedIn

Un perfil detallado

Un perfil de LinkedIn es similar a una hoja laboral o un curriculum vitae. En tu perfil podrás visualizar la información de la formación que tienes, de tu experiencia laboral, de tus habilidades y  puntos fuertes, de la posición de tu trabajo actual o de lo que estás buscando para desarrollarte en algún sector en concreto.

Lo bueno que tiene LinkedIn es que te va aconsejando sobre los pasos que debes seguir para tener tu perfil bien completo y además te muestra los pasos para conseguirlo. Es muy fácil y cuando lo tienes todo bien detallado podrás dar una buena imagen a cualquier empresa que quiera saber un poco más de ti y de tus posibles capacidades para su empresa.

En este perfil no puedes olvidar poner un título y un resumen para explicar un poco lo que quieres transmitir acerca de tu formación o tu experiencia. El título sería como la identidad profesional y después podrías poner un resumen que sería la evidencia del trabajo, es como cuando completas un curriculum vitae (primero pones el puesto de trabajo y después explicas qué trabajos realizaste. Intenta que las explicaciones no sean demasiado largas para que las personas puedan hacerse una idea rápidamente.

red de trabajo LinkedIn

Revisa tu perfil

Al igual que cualquier otro aspecto en el mundo laboral es necesario que esté bien escrito y que no tengas errores gramaticales o de ortografía. Es necesario que redactes bien las palabras para que el lector puede apreciar todo lo que quieres transmitir sin confusiones. Cuando leas tu perfil intenta ponerte en el lugar de una empresa para ver si entiendes todo lo que pone, puedes pedir la opinión de otra persona para que te señale los posibles errores y así mejorarlos.

Además, resulta muy importante que actualices tu perfil de LinkedIn habitualmente para que no quede desfasado en el tiempo, porque en caso de que no lo hagas, las empresas que puedan pensar en que eres un buen candidato dejarán de tener interés en ti al ver que lo has dejado o que no lo tienes actualizado. Es importante también que pongas la URL de LinkedIn con tu nombre para que no haya números aleatorios y sea más profesional.

No mientas

Mentir nunca es algo que se deba tolerar ni en las relaciones personales ni en el mundo profesional, sobre todo cuando es una mentira que te pillarán rápidamente. La información de tu perfil de LinkedIn deberá estar bien actualizada y además, ser totalmente verdadera. No mientas en tu formación ni tampoco en tu historial de trabajo, recuerda que “antes se pilla a un mentiroso que a un cojo”.

Te puede interesar

Escribe un comentario