Cómo potenciar el descanso mental

Cómo potenciar el descanso mental

El cansancio no solo puede ser físico sino también, mental. De hecho, cualquier estudiante realiza un alto esfuerzo a nivel intelectual en el cumplimiento de sus tareas cotidianas. Con la llegada de la Semana Santa es un buen momento para cuidar de uno mismo de un modo más consciente y potenciar este descanso mental. ¿Cómo alcanzar este objetivo? En Formación y Estudios te damos las claves:

1. El contacto con la naturaleza es un pilar que potencia la relajación interior, estimula la mente a través de la perfección del paisaje, potencia la atención en el detalle ya que un paseo por un entorno natural estimula los sentidos desde distintos puntos de vista: puedes sentir la brisa acariciando tu rostro, observar las flores y escuchar el sonido de los pájaros.

2. La balanza de la felicidad queda definida en la rutina cotidiana por el equilibrio entre el plano personal y el ámbito profesional. Durante las vacaciones es indispensable alterar estos valores para reducir el espacio dedicado al ámbito profesional e incrementar la vida personal, los planes de ocio y el espacio de diversión. Solo así es posible descansar de verdad porque no desconectar del trabajo produce más cansancio cada día.

3. Anímate a dar rienda suelta al placer de la pereza y a disfrutar de la satisfacción de no hacer nada en ciertos momentos. Aparca la agenda en un segundo plano durante tus vacaciones.

4. El hogar es un escenario de bienestar. Puedes disfrutar de entretenimientos relajantes como un rato de lectura, escuchar música, ver la televisión, aprender a cocinar…

5. Puedes escribir en tu diario algunas reflexiones al final de cada día de tus vacaciones con el objetivo de reflexionar sobre tus vivencias y tomar conciencia de ellas.

Te puede interesar

Escribe un comentario