Estudiar en verano, ¿es posible?

estudiar_oposiciones_en_verano

Son muchas las personas que llegado el verano no les queda otro remedio que ponerse a estudiar. Bien porque el curso no ha ido todo lo bien que se esperaba o bien porque no ha quedado otra que estudiar en verano. En cualquier caso, es una fecha complicada para estudiar donde el calor y la piscina nos quitan cualquier intención de ponernos a estudiar. Hoy daremos algún consejo para que se haga más llevadera esta tarea y podamos aprobar todas las asignaturas a las que nos presentemos después del verano.

El primer consejo es que nos organicemos bien. Los días de julio y agosto son muy largos y hay tiempo para todo. Si nos hacemos un horario podremos disfrutar de piscina y también de horas de estudio. Por ejemplo, podemos estudiar de 9 a 12 y después ir a la piscina. Después de comer nos podemos poner hasta las 9 de la noche, hora en que podemos quedar con nuestros amigos para pasar las habituales noches de verano.

Una vez planificadas nuestras horas de estudio es momento de acondicionar nuestro lugar de estudio. Con calor se estudia peor por lo que será fundamental un lugar con aire acondicionado. Si no contamos en nuestra casa con uno de estos aparatos, es momento de optar por una biblioteca pública que ya  cuenta con varios para tener el lugar fresco y sin sensación de calor.

Por último es importante que consigamos dormir bien. Es verdad que en verano es complicado dormir pero si no duermes no rindes en el estudio y si no rindes en el estudio aumenta la ansiedad. Para poder dormir bien es muy recomendado dar un largo paseo antes de dormir. Aprovéchalo para estar con tus amigos y quemar unas calorías.

Te puede interesar

Escribe un comentario