La adaptación, un paso más hacia las buenas notas

Adaptación

A todos nos ha ocurrido que cuando llegamos como alumnos nuevos a un centro educativo parece que lo hacemos totalmente desorientados. Algo completamente normal debido a que todavía no estamos lo suficientemente situados ni adaptados. Ya sabéis que para sacar buenas notas también es necesario que estemos completamente a gusto en las clases. Y en el caso de que seamos nuevos también será necesario que realicemos la adaptación a nuestro puesto de estudio actual.

La adaptación a la nueva clase es algo que varía de alumno a alumno. Algunos, por ejemplo, se adaptarán bien y en apenas unas horas. Otros, sin embargo, necesitarán bastante más tiempo con el fin de que se sientan bien ante los nuevos compañeros. ¿Cómo podemos facilitar el proceso? Todo depende de dónde estemos.

Uno de los primeros pasos lo suelen dar los propios profesores, facilitando la comunicación entre el nuevo alumno y el resto de la clase. Después sólo hará falta que el mismo se vaya adecuando a la nueva situación hablando con sus compañeros, compartiendo actividades e incluso quedando después de clase. Cuantos más esfuerzos haya, mejores resultados se obtendrán.

Por lo demás, el proceso de adaptación sólo debería llevar unos días. Estamos seguros de que con un poco de “valentía” el alumno se integrará a la perfección. Y al estar en buen sitio, su confianza aumentará y mejorará la calidad de las notas. No sería extraño que el niño mejorara los resultados al sentirse más cómodo en el nuevo centro que en el anterior. Echad un vistazo, seguro que veis alguna situación así.

Te puede interesar

Escribe un comentario