La comprensión es vital

Leyendo

Muchas veces leemos un texto muy rápido y después nos quejamos de que no nos hemos enterado de lo que ponía. Simplemente, leemos el contenido a la máxima velocidad posible, y después nos preguntamos ¿qué era lo que ponía? No os preocupéis si os pasa. El problema es bastante sencillo, ya que habéis comprendido mal lo que ponía y, por lo tanto, no lo habéis entendido. La culpable del hecho es la velocidad.

Sin embargo, también puede pasar que, aunque leamos lento y con mucha atención, tampoco entendamos lo que tenemos delante. En este caso se trata de un inconveniente bastante más complicado, ya que estamos haciendo esfuerzos que no dan resultado. No obstante, gracias a este ejemplo podréis haceros una idea de por qué decimos que la comprensión al leer algo es vital.

La comprensión hace exactamente lo que su nombre indica, es decir, comprender lo que estamos leyendo o estudiando. Esto es vital, ya que para memorizar algo es necesario, en cierta manera, que podamos comprenderlo. Si no lo hacemos, será mucho más complicado aprender lo que necesitamos, y nuestros esfuerzos deberán ser más fuertes para cumplir nuestro objetivo.

A vuestra disposición tenéis un montón de recursos que os permitirán comprender de una mejor manera. No obstante, os recomendamos que practiquéis leyendo, y después haciendoos preguntas para conocer si habéis comprendido lo que antes habéis repasado. Se trata de una tarea bastante sencilla, pero que os dará resultados sorprendentes. En definitiva, la comprensión es esencial, así que os recomendamos que la tengáis muy en cuenta en vuestros estudios.

Te puede interesar

Escribe un comentario