Profesionales y estudiantes

Aprendiendo

No es la primera vez que pasa y, teniendo en cuenta que cada vez más gente está en paro, es normal que muchos de los desempledos decidan apuntarse a algún curso. El panorama es el siguiente: una persona se hace profesional en un determinado tipo de materia pero, al no poder conseguir trabajo, decide apuntarse a un curso. De esta forma, no resulta raro que veáis compañeros que parece que tienen más conocimientos que los propios profesores.

Pero, al contrario de lo que se suele hacer, hay que prestar especial atención a este tipo de alumnos, ya que sus conocimientos también pueden ser especialmente provechosos para el grupo. Por ejemplo, si se tiene alguna duda, también se tendrá la oportunidad de resolverlo antes. Incluso de aprender más cosas.

El hecho de que tengamos como compañero a una persona que se sabe casi todo el temario es más una ventaja que un inconveniente. Aunque sea el que mejores notas obtendrá, también es cierto que la educación será de más calidad y completa, ya que los conocimientos serán mucho más abundantes de lo que podrían parecer en un principio.

Nuestro consejo es que, en el caso de que tengáis un compañero que esté especialmente avanzado en una materia, aprendáis de lo que ya sabe, ya que así también podréis cruzar conocimientos y aprender mucho más, por ambas partes. Se trata, sin duda, de una excelente oportunidad para enriquecer tanto nuestro cerebro, como nuestra memoria y los conocimientos que tengamos. Quizá sea uno de los momentos más clave de toda nuestra vida.

Te puede interesar

Escribe un comentario