Propósitos para este curso

Ahora que ya todos nos hemos centrado y empezamos el nuevo curso, es la hora de proponerse nuevos retos, creer en nosotros mismos. Sobretodo hay que tomar conciencia de que una buena distribución horaria, y una motivación compaginada con el sentido de la responsabilidad, nos puede llevar a prácticamente cualquier puerto.

Por eso, con el asentamiento de la nueva página ya comenzada, que es este septiembre ya en sus finales, podemos adecuar nuestra horas muertas a horas muy vivas, horas que nos permitan ser un poco mejor que el año anterior…

Sería ideal completar nuestra agenda con cursos, de todo tipo, que nos formen en lo desconocido o nos refuercen en nuestra profesión. Idiomas, música, masters, cursos de refuerzo en materias profesionales, aprendizajes de interés personal sólo por mera distracción, como las manualidades,…

El deporte no puede faltar, para ejercitarnos y mantenernos curso tras curso aún mejor físicamente. En el gimnasio encontraremos opciones interesantes que van más allá de las simples abdominales, pues podemos aprender a mover el cuerpo con armonías y ritmos que nos darán belleza en el movimiento… ¿Qué tal una danza del vientre?

Y para seguir con la huída de la apatía, nos podemos centrar en la sencillez de la concentración en uno mismo, en la búsqueda de la paz interior… Esto cada uno lo encuentra de formas diferentes, pero todas con el mismo propósito: encontrar la estabilidad entre mente – cuerpo. Hacer yoga, ir al templo de su confesión de fe a orar… Sentirnos satisfechos con nosotros mismos es la clave. También nos puede ofrecer esta plenitud involucrarnos en retos difíciles, como dejar de fumar, empezar algún acuerdo solidario…

Todas estas metas que podemos proponernos nos darán fortaleza, aunque a priori suenen a “faenas”. Con el buen aprovechamiento del tiempo sentiremos un rejuvenecimiento, tanto del cuerpo físico como del “alma”. Esto nos ayudará en cuanto nos pongamos con las obligaciones, con la hora del estudio del opositor. Nos cundirá el trabajo realizado y no sentiremos la típica desesperación del estudiante que sólo se dedica a estudiar.

Te puede interesar

2 comentarios

  1.   SuKi dijo

    Un gran post!! Es la época perfecta para hacerlo, pero lo importante es que estos propósitos sean realistas y con posibilidad de llevarse a cabo, que luego todos sabemos que pasa el tiempo y nos abandonamos
    ¡Ánimo!

    Un saludo

  2.   Conchi dijo

    Exacto… Hay que mantener la constancia con lo que nos proponemos, por lo que la propuesta, no puede ser algo imposible de cumplir. Un abrazo!

Escribe un comentario