Qué hacer si los estudios van mal

Estudiando

Sucede tanto en los estudios como en el trabajo. Hacemos muchos esfuerzos, a veces titánicos. Pero también sentimos que lo que estamos intentando conseguir no va con nosotros. Simplemente, hemos perdido esa ambición que nos caracterizaba. Ahora, suspendemos los exámenes, aunque estudiemos, y los deberes necesitan más correcciones de las necesarias.

Está claro que los estudios están mal. Muy mal. Un punto de (en ocasiones) no retorno que está provocando que nuestra vida vaya peor de lo que podríamos pensar. ¿Qué hacemos? Tranquilidad, no es necesario que os pongáis de los nervios. Simplemente vuestro cerebro os está avisando de que estáis haciendo algo que no os gusta. Nuestra recomendación es que mantengáis la calma y penséis en lo que de verdad queréis.

Es posible que hayáis llegado a la decisión de no seguir los estudios porque no os guste o porque lo consideréis demasiado difícil para vuestros conocimientos. En ese caso, lo mejor será pensar bien las cosas y dejarlos, en el caso de que no podáis más.

También puede ocurrir que simplemente no estéis pasando por una buena época. En estos casos, lo mejor sera que desconectéis un poco, solucionéis los problemas que haya, y volváis a la carga con las fuerzas renovadas. Si todo está bien, estamos seguros de que incluso podríais llegar a tener más éxito que antes.

Hay muchas razones por las que los estudios pueden ir mal. Sopesad las diferentes posibilidades y tened en cuenta las oportunidades que hay en vuestras manos. Después, decidid de la mejor manera posible.

Te puede interesar

Escribe un comentario