5 tips para prevenir el síndrome postvacacional en 2017

5 tips para prevenir el síndrome postvacacional

El síndrome postvacacional viene acompañado por sensaciones como la dificultad para mantener la concentración; la pereza por retomar las actividades; el aburrimiento y el cansancio físico y mental. Es la sensación de estar fuera de tiempo, la dificultad para la adaptación al cambio. Puedes prevenir este síndrome postvacacional con estos sencillos gestos.

1. Planifica tu regreso a la oficina

Si vuelves a casa después de un viaje el domingo por la noche y el lunes tienes que estar en tu puesto o en la universidad, entonces, este contraste hace posible el síndrome postvacacional. Es mejor que adelantes tu regreso dos días para poder disfrutar del fin de semana en casa, haciendo recados y gestiones para preparar la vuelta.

2. Sesiones de cine

Muchas películas giran en torno al ámbito profesional. Puedes programar sesiones de cine en casa con películas temáticas para proyectarte nuevamente con la adrenalina de conseguir esos objetivos. Una película interesante es “El becario” protagonizada por Anne Hathaway y Robert De Niro. “El diablo se viste de Prada” interpretada por Anne Hathaway y Meril Streep es otra propuesta.

3. Comida con tus compañeros de trabajo

Programa una comida con aquellos compañeros de trabajo con los que tienes más amistad. De este modo, gracias a este encuentro podéis retomar el contacto, compartir anécdotas del verano y volver a fomentar el compañerismo de la oficina. Las relaciones sociales pueden motivarte en esta vuelta a la rutina.

4. Agenda cultural de la ciudad

Echa un vistazo a la agenda de actividades de tu ciudad y anota aquellas que te interesen. Cursos, charlas, conferencias, presentaciones de libros, congresos… Intenta encontrar tiempo para asistir a algún evento. También puedes programar una visita a librerías para elegir algunos libros, regálate algunas lecturas para esta vuelta a la vida normal. Retoma las actividades de networking.

También puedes comprar un bloc de notas nuevo y cuyo diseño te guste para hacer anotaciones. Renovar tu material de oficina es una buena fórmula de motivación gracias a la ilusión que produce estrenar algún detalle nuevo en el trabajo.

5. Lista de nuevos propósitos

Enero simboliza el comienzo del nuevo año, sin embargo, en realidad es el mes de septiembre el que marca un punto de inflexión en la vida laboral. Septiembre es tu punto de partida hacia un nuevo comienzo. Por esta razón, empieza con la motivación de tener una lista de metas que te ilusionan, proyectos que te encantan y objetivos que te gustaría cumplir. Elabora una lluvia de ideas y concreta tus expectativas a tres.

Existen objetivos que son recurrentes en esta época del año. Por ejemplo, la matrícula en el gimnasio. Sin embargo, lo verdaderamente importante es que medites tus metas y que te tomes el tiempo necesario para pensar en ellas. Piensa en si realmente estás decidido a asumir el compromiso de luchar.

Intenta hacer de esta vuelta al trabajo algo más que un protocolo rutinario que se repite cada año en tu vida. Piensa en grande; márcate retos; lucha por llegar a ser tu mejor versión en presente.

Te puede interesar

Categorías

Consejos

Maite Nicuesa

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching y PNL.
Trabajo como redactora de medios digitales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *