Cómo hacer una carta de presentación

La carta de presentación es tan importante como el currículum para buscar trabajo. A través de esta fórmula puedes expresar en un lenguaje más descriptivo cuestiones que tal vez no encajan tan bien en el formato del currículum. En este medio de interacción, debes tener siempre presente que te diriges a un receptor. Por tanto, la comunicación siempre parte de esta atención al interlocutor puesto que este punto de vista genera empatía.

Tu formación y tu experiencia laboral son tu principal activo, por tanto, pon en valor tu trayectoria y expresa a través de esta carta cuáles son tus logros. Intenta observar la vinculación que esos logros pueden tener con esa empresa, es decir, piensa en las razones por las que deberías ser contratado.

Este tipo de carta contiene la estructura propia de este documento. El saludo es muy importante. Sería recomendable que supieras el nombre del responsable al que tienes que remitir este mensaje, sin embargo, si lo desconoces puedes dirigir el saludo de manera genérica al responsable de recursos humanos.

Asunto de la carta

Haciendo un paralelismo entre el correo electrónico y la carta, así como en el email rellenas el apartado de asunto con el motivo específico por el que contactas con esa persona, en el encabezamiento de la carta también puedes sintetizar el motivo por el que escribes a la empresa. Por ejemplo, has visto la oferta de trabajo que han publicado en una bolsa online.

Habla en positivo de ti mismo

Es muy importante que describas algunos méritos profesionales que te gustaría compartir en esta carta de manera principal. Es decir, lee detenidamente tu currículum y observa qué detalles del mismo te parecen prioritarios para concretar un perfil especializado.

Sin embargo, no te limites a enumerar una secuencia de datos. Si quieres buscar trabajo en un sector vocacional para ti, no des por supuesta esta información y ponla de manifiesto.

Creatividad

Las empresas reciben cada día muchos currículums y muchas cartas de presentación. Por tanto, imprime tu propio sello personal al mensaje y no envíes la carta hasta que realmente te sientas cómodo con el resultado porque crees que representa tu mejor versión. Tu carta es un medio, no un fin en sí mismo. Tu carta habla de ti.

Habla en positivo de la empresa

En una carta de presentación no solo tú eres importante. También lo es la empresa para la que quieres trabajar. Consulta información sobre la empresa a través de su página web y describe algún dato por el que admires el proyecto y por el que deseas trabajar en él.

Si finalmente surge un acuerdo laboral con la empresa, este acuerdo será posible a partir del esquema: gano-ganas. En el contexto de la carta, tus servicios adquieren valor en relación con el medio con el que contactas. Por ello, evita tener una carta genérica para enviarla a todos los medios. Tómate el tiempo necesario para dar forma al mensaje de manera individual.

Tono de la carta

El tono es fundamental cuando se trata de comunicar la información a través de una carta de presentación. En ese caso, adopta un tono formal en lugar de un trato coloquial. No confundas esta idea con el uso excesivo de tecnicismos o palabras de uso poco frecuente.

Despedida de la carta

Elige una despedida que, en realidad, sea una invitación para continuar el diálogo. Es decir, di adios desde la apertura de la comunicación. Por ejemplo, puedes cerrar el mensaje con una idea similar a esta: “Si fuese posible, me gustaría concretar una reunión para hablar de mi candidatura”.

Disfruta de la experiencia de escribir una carta que te encante.


Categorías

Consejos

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching y PNL. Trabajo como redactora de medios digitales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.