Qué son las dinámicas de grupo en los procesos de selección

Qué son las dinámicas de grupo en los procesos de selección

Las dinámicas de grupo son habituales en algunos procesos de selección en la empresas. Procesos integrados por diferentes pruebas. ¿Para qué sirven estas pruebas de simulación que se llevan a cabo en equipo? Una de las competencias más habituales para optar a muchos puestos de empleo es la capacidad de trabajo en equipo. Una de las dinámicas de grupo más habituales es aquella en la que cada miembro tiene un rol preestablecido. Es decir, cada participante desempeña un papel determinado y debe ser coherente con el rol que le ha tocado.

Dinámicas de grupo para buscar trabajo

Otra dinámica de grupo es aquella en la que se plantea a los candidatos una situación similar a la que pueden superar en el contexto de la empresa. Esta prueba experiencial tiene un valor situacional, es decir, permite a los candidatos posicionarse en un posible escenario. En este tipo de dinámica de grupo los integrantes deben pensar y actuar como un equipo, es decir, como una unidad. De hecho, todos los miembros deben colaborar para poder solucionar la prueba.

A través de este tipo de prueba, el equipo de recursos humanos conoce mejor a los candidatos. Observa en ellos actitudes específicas, habilidades de comunicación y personalidad. De este modo, al ser una prueba más vivencial, los seleccionadores pueden conocer más información de los candidatos que a través del currículum. Para la correcta realización de la dinámica de grupo se presentan las reglas del juego y deben respetarse.

A través de este tipo de prueba, los seleccionadores tienen más datos para elegir a candidatos por un perfil más específico, por ejemplo, un líder. En una situación de trabajo en equipo es más fácil observar quién adopta este rol de un modo natural.

En este dinámica de grupo, cada integrante puede desarrollarse individualmente pero siempre en relación con la unidad grupal. Una dinámica de grupo no es un examen. No hay una única opinión válida, de hecho, generalmente se plantean cuestiones sin una solución concreta.

Cómo afrontar una dinámica de grupo

Si en un proceso de selección afrontas el reto de una prueba de estas características es muy importante que estés atento a la información de aquello en lo que consiste la prueba. Y también, es fundamental que estés atento al tiempo de duración de la misma para tener un óptimo control de los minutos. Por ejemplo, en la recta final de la prueba, aprovecha ese momento para hacer una síntesis de lo expuesto.

Debes participar, mantener un segundo plano solo te lleva a la invisibilidad. Y esto no gusta a las empresas puesto que de lo que se trata es de mostrarte como eres para que puedan conocerte. Esta es una oportunidad para mostrar tu mejor versión. Igualmente, es muy importante que respetes los turnos de palabra de los demás compañeros. Practica la escucha activa para fomentar el feedback.


Categorías

Consejos

Maite Nicuesa

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching y PNL. Trabajo como redactora de medios digitales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *