Cómo recordar mejor lo que estudias

técnicas para recordar lo que estudias

Tener cuidada la memoria es fundamental en época de oposiciones o exámenes. La memoria es la clave para que un estudio tenga éxito y para que las pruebas se superen con éxito. Hay personas que se olvidan de cuidar la memoria porque se piensa que la memoria “está ahí” y ya está. Pero la realidad que para recordar mejor lo que estudias, además de emplear algunas estrategias, también tendrás que tener en cuenta que tu cerebro es un músculo que debes cuidar a diario.

Para que te hagas una idea de lo que quiero decir te voy a hacer una comparación fácil de entender. Nuestra memoria son con tus abdominales, para tener un vientre plano y en buena forma tendrás que tener una buena alimentación baja en grasa y azúcares refinados y tendrás que hacer ejercicio, además de ser constante en tu entrenamiento. Pues con tu cerebro pasa igual, si quieres tenerlo bien cuidado tendrás que entrenar tu memoria cada día para que no se vuelva un cerebro “flácido y fofo”.

Un buen desempeño en las oposiciones o en los exámenes requiere una memoria bien entrenada. Por lo general hay mucha cantidad de material que deberás recordar, aunque es cierto que lo importante es entender las cosas, no vamos a negar que también hay que recordarlo bien. Desgraciadamente a los estudiantes rara vez se les enseña cómo funcionan sus cerebros y tampoco les enseñan a cómo desarrollar su memoria y cuáles son las mejores técnicas para recordar grandes cantidades de información. ¿Necesitas ayuda para mejorar tu memoria? No te pierdas las siguientes técnicas de memoria efectiva.

técnicas para recordar lo que estudias

Técnica de revisión y ensayo

Recordar cualquier pieza de información no es fácil y menos si no tienes a tu cerebro entrenado. Para empezar puedes comenzar con un proceso de revisión/ensayo tan pronto como sea posible nada más que la información entre a tu memoria a corto plazo. Si nada lo activa, tendrás que crear recuerdos a largo plazo con esos conocimientos o la mayoría de lo que aprendas se olvidará. Para conseguirlo tendrás que interactuar con el material y la información en tu primer encuentro con él y después hacer ejercicios de revisión de forma activa para evitar el olvido.

Principio y final

Está demostrado que las personas recuerdan más y mejor aquello que han aprendido al principio y al final de una sesión de aprendizaje. En otras palabras, recordar las cosas que sucedieron primero o las que ocurrieron al final es más fácil para nuestro cerebro. En términos de aprendizaje, esto sugiere que es una buena idea tener muchos comienzos y finales mientras estudias, ya sea en clase o en casa (período de tiempo de estudio más cortos pero más frecuentes).

Efecto sensorial

Cuanto más sentidos e inteligencias se utilicen en la etapa de revisión, más probabilidades tendrás de recordar las cosas que estás estudiando. Usando muchas asociaciones sensoriales diferentes harán que se aumente las posibilidades de recuperación. Las asociaciones visuales son las más potentes de todas, pero también hay personas que si combinan las asociaciones visuales con otras como las auditivas tienen más posibilidades de poder recordar mejor las cosas que estudian.

técnicas para recordar lo que estudias

Similitud y efecto

Es más fácil recordar la información agrupada y organizada que la información que no tiene orden o que es caótica. Este principio es fundamental para poder mejorar la capacidad de tu memoria. Por ejemplo, si tú estás tratando de recordar un tema en concreto, es mejor organizar la información y hacer un mapa conceptual bien ordenado que intentar recordarlo todo sin un orden establecido.

Recordar las cosas que estudias no tiene que ser un trabajo duro o algo imposible. Hay personas que piensan que son nulas para poder recordar, pero no es cierto que no sean capaces de conseguirlo, únicamente les falta práctica y entrenamiento en su cerebro.

En este sentido, si quieres recordar mejor lo que estudias, tendrás que poner en práctica estas técnicas de memoria para poder recordar todo lo que te propongas. Aunque recuerda, que para poder memorizar algo y recordarlo mejor, no basta con memorizar como si fueras un robot, además de encontrar la lógica a lo que estás estudiando, deberás entender lo que estás aprendiendo. Memorizar sin entender es perder el tiempo porque tu aprendizaje no estará sirviendo de nada.

Te puede interesar

Escribe un comentario