Pierde el miedo a los psicotécnicos con estos consejos

consejos-psicotecnicos

El centro de formación MasterD te ayuda a afrontar los test psicotécnicos con una serie de efectivos trucos que te ayudarán a incrementar tu rendimiento.

Los test psicotécnicos son pruebas cada vez más frecuentes dentro del proceso de selección en una oposición y de muchas entrevistas de trabajo. El motivo es que son valiosos instrumentos para evaluar el nivel de desarrollo de determinadas capacidades y aptitudes de los candidatos que optan a un puesto de trabajo.

Las pruebas psicotécnicas son uno de los instrumentos más utilizados, ya que permiten evaluar un amplio abanico de capacidades. Podríamos agrupar las aptitudes que evalúan las pruebas psicotécnicas  en cinco grandes bloques: aptitud verbal, aptitud administrativa, aptitud numérica, razonamiento y memoria.

Las personas seleccionadas serán aquellas que mejor se adapten a un determinado perfil profesional y personal, el cual la empresa o institución ha establecido con anterioridad.

entrevista-de-trabajo

De esta prueba puede que dependa que consigamos el puesto de trabajo al que estamos optando. Por ello, normalmente los candidatos se sienten nerviosos e intimidados al enfrentarse a este tipo de pruebas. Además, solemos tener un gran desconocimiento sobre en qué consiste y cómo podemos prepararla.

Para quitar estos nervios y miedos, el centro de formación y preparación de oposiciones MasterD te ofrece estos consejos:

  • Practicar, practicar y practicar. Este es el principal consejo que se puede dar. El practicar con una rutina constante y diaria este tipo de prueba es la calve para diferenciarte de los demás candidatos que se enfrente a ella. Es recomendable que se realicen varios test psicotécnicos todos los días y que estos sean variados, para poder coger agilidad y quitar el miedo. Se deberán repetir aquellos en los que se ha sacado menor puntuación. Con la práctica se pueden mejorar  los resultados hasta en un 30%.
  • Confianza. En ningún caso, se debe acudir a la prueba con una actitud negativa. Hay que ir convencidos de que se va a superar la prueba sin ningún problema. Esta es una de las grandes claves para conseguir el éxito.
  • Fuera prisas y cansancio. Presentarse a la prueba con tiempo suficiente y habiendo descansado la noche y las horas anteriores a la misma, será fundamental. Si acudes cansado física y mentalmente, tu rendimiento es menor, y eso puede hacerte dudar a la hora de responder. Evitar también la ingesta de alimentos pesados o bebidas estimulantes como el café. Debemos estar lo más relajados posible.
  • Antes de comenzar a responder a las preguntas, hay que leer atentamente las instrucciones de las mismas para asegurarnos de que las hemos entendido correctamente. Esto evitará posibles confusiones del lugar de colocación de la respuesta. Sobre todo, cuando las respuestas las colocamos sobre una hoja de lectura óptica.
  • Echar un vistazo general a todo el test antes de comenzar a responder. Esto ayuda a distribuir el tiempo, ya que de esta manera nos hacemos una idea de la extensión y dificultad del mismo. Siempre hay que comenzar por las preguntas que se tienen seguras y dejar las preguntas con duda para el final. Esto nos dará agilidad, y no debemos olvidar que nos van a marcar un tiempo límite para realizarlo.
  • Evitar cualquier distracción a la hora de realizar los psicotécnicos y mantenerse concentrado en todo momento. Es aconsejable no mirar en exceso el reloj y no estar pendiente de lo que hacen el resto de los candidatos. Tenemos que trabajar con prisa pero con seguridad, ya que el tiempo corre en nuestra contra. Normalmente, solo un 3% de los candidatos llegan a responder a todas las preguntas.
  • Tiempo en responder. Si vemos que una respuesta se nos resiste, pasamos inmediatamente a la siguiente pregunta. Demorarse en responder una pregunta significa dejar otra u otras sin responder. No hay que caer en la tentación de la suerte. Si vemos que al terminar la prueba todavía disponemos de tiempo, intentaremos responder las preguntas que se nos han resistido. Las preguntas sin responder no descuentan, pero las erróneas sí, no lo olvides.

Todos estos consejos nos ayudarán tanto a la hora de preparar un test psicotécnico, como en el momento en el que nos enfrentamos a la prueba para realizarlo.

Te puede interesar

Escribe un comentario