¿Que pasa cuando nos quedamos sin ideas?

Dolor de cabeza

Imaginad que estáis realizando algún trabajo o que, simplemente, estáis elaborando los apuntes que luego utilizaréis para estudiar. Puede ocurrir que en un determinado momento os quedéis sin ideas. Sin saber lo que poner. Se trata de algo un poco grave, ya que interrumpirá vuestra labor y hará que no sepáis por dónde hay que seguir. No os preocupéis, hay soluciones para todo.

En primer lugar, tranquilizáos. Aunque os hayáis quedado sin ideas, debéis tener en cuenta que hay una solución. Lo único que tenéis que hacer es relajaros y, por lo general, estas os deberían llegar enseguida. Puede que se trate de un problema de nervios, o que simplemente os hayáis quedado en blanco. Si aún así no se os ocurre nada, es posible que haya llegado la hora de hacer un descanso y despejaros un poco la cabeza.

Nuestra recomendación es que salgáis a dar un paseo, os déis una vuelta por la casa, o que os echéis un poco en la cama con el fin de que vuestro cerebro descanse y se ponga de nuevo en sus cabales. Así las ideas comenzarán a fluir de nuevo y tendréis la oportunidad de seguir con lo que estuviérais haciendo.

En general, no os deberíais preocupar por quedaros sin ideas. Es cuestión de que os relajéis un poco debido a que estaréis saturados por distintos motivos. Aunque no lo hagan de forma inmediata, las ideas irán llegando poco a poco. Sólo tenéis que estar atentos para exponerlas en el papel correspondiente, haciendo la tarea poco a poco.

Te puede interesar

Escribe un comentario