Dermatología, una de las ramas más demandadas de medicina

dermatólogo

La dermatología es una rama de la medicina que se va a basar en el estudio, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades de la piel, del cabello y de las uñas. Se trata de una disciplina que cada vez tiene más presencia en el ámbito de la salud. Hay una mayor conciencia sobre la importancia de la salud de la piel en el día a día y esto ha provocado que se produzca una mayor demanda de dermatólogos. Se trata por tanto de un grado universitario que tiene una gran salida a nivel laboral.

En el siguiente artículo vamos a hablarte de una manera más detallada del grado de dermatología y de las oportunidades profesionales que ofrece el mercado laboral.

Cómo acceder el grado de dermatología

Para poder acceder al grado de dermatología, los estudiantes tienen que cumplir con ciertos requisitos académicos y, en algunos casos, realizar un proceso de selección. Generalmente, los aspirantes a dermatólogos suelen tener la licenciatura en medicina o una disciplina relacionada, como es el caso de biología o o de química. Además de esto, pueden llegar a requerirse una experiencia previa en el campo de la medicina dermatológica a través de pasantías o prácticas.

Cómo se estructura el plan de estudios del grado de dermatología

El plan de estudios de un grado en dermatología va a combina una buena formación teórica con una amplia experiencia a nivel práctico. En lo que se refiere a la formación de tipo teórica, el grado de dermatología es va a estructurar de la siguiente manera o forma:

  • Anatomía y fisiología de la piel. El estudiante debe comprender tanto la estructura como la función de la piel, ya que es clave a la hora de realizar un buen diagnóstico y tratamiento de las diferentes enfermedades cutáneas.
  • Dermatopatología. Esto no es otra cosa que el estudio de las enfermedades de la piel a nivel microscópico, algo que incluye la identificación de lesiones mediante técnicas de laboratorio.
  • Farmacología dermatológica. En dicho grado el estudiante va a tener un gran conocimiento sobre los medicamentos utilizados en el tratamiento de enfermedades dermatológicas y sus mecanismos de acción.
  • Dermatoscopia. Se trata de una técnica que se vale de instrumentos especiales con los que poder examinar lesiones cutáneas y detectar signos tempranos de cáncer de piel.
  • Cirugía dermatológica. Este tipo de cirugía va a comprender procedimientos quirúrgicos usados en el tratamiento de afecciones cutáneas, como el caso de la extirpación de tumores o la reconstrucción de tejidos.
  • Cosmiatría. Dentro del plan de estudios de la dermatología, el estudiante va a formarse en el estudio de procedimientos cosméticos no invasivos, como los peelings químicos o tratamientos con láser, para mejorar la apariencia de la piel.
  • Dermatología pediátrica. Esta rama de la dermatología va a enfocada en las diferentes enfermedades de la piel que afectan tanto a niños como a jóvenes.

dermatología

Formación práctica

Además de la formación teórica, los estudiantes de dermatología van a realizar un buen número de horas en lo que se refiere a la formación práctica. Durante este período, van a poder aplicar los conocimientos teóricos del grado en dermatología en un entorno clínico real. Dichas prácticas se van a realizar en todo momento bajo la supervisión de dermatólogos experimentados. La experiencia adquirida es fundamental a la hora de poder desarrollar habilidades prácticas, como es el caso de la capacidad para realizar exámenes cutáneos o diagnosticar enfermedades dermatológicas.

dermatologo

Salidas laborales en dermatología

Una vez que los estudiantes sacan con éxito su grado en dermatología, disponen de múltiples oportunidades a nivel laboral. Algunas de estas oportunidades son las siguientes:

  • Muchos dermatólogos se decantan por establecer su propio negocio y abren una clínica privada y ofrecer todo tipo de servicios dermatológicos a pacientes de todas las edades.
  • Los dermatólogos también pueden trabajar en hospitales y clínicas, donde se dedican tanto al diagnóstico como al tratamiento de pacientes que tienen enfermedades cutáneas más graves o complejas.
  • Algunos dermatólogos cuando finalizan su grado en dermatología, optan por dedicarse a la investigación clínica, contribuyendo al desarrollo de nuevos tratamientos y terapias para enfermedades de la piel.
  • Otras de las salidas laborales es la de trabajar como profesor en una universidad o escuela de medicina, impartiendo clases teóricas y prácticas a estudiantes de dermatología que se están formando.

En definitiva, el grado de dermatología va a ofrecer a los estudiantes una formación bastante importante en el diagnóstico, tratamiento y prevención de enfermedades tanto de la piel, como del cabello y de las uñas. Gracias a una buena combinación de estudios teóricos y clases prácticas, los estudiantes van a adquirir numerosas habilidades y el conocimiento necesario para poder ejercer como dermatólogos. A día de hoy hay una gran demanda de profesionales en este campo, por lo que se trata de una magnífica opción para aquellos estudiantes interesados en el mundo de la medicina y del cuidado de la piel.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.