¿Qué es un despido disciplinario y cuándo se produce?

¿Qué es un despido disciplinario y cuándo se produce?

El vínculo laboral entre el trabajador contratado y la empresa que demanda su talento se concreta en la firma de un contrato que es el reflejo de un acuerdo entre dos partes que establecen una alianza en común. Sin embargo, más allá de la buena noticia que supone recibir una oportunidad profesional en cualquier momento de la vida laboral, también existen puntos de inflexión en la trayectoria de un candidato. Un despido es un ejemplo de ello. Pero, además, hay que tener en cuenta que existen distintos procesos (en función de las causas y circunstancias).

En este artículo profundizamos principalmente en el despido disciplinario. Cuando se produce este punto de inflexión, es el empresario quien toma la determinación de informar al empleado de esta cuestión. A partir de ese instante, se rompe el vínculo construido entre ambas partes. ¿Cuál es la razón por la que puede producirse un despido de este tipo en el ámbito empresarial? Por ejemplo, puede ser la consecuencia de algún tipo de incumplimiento que de forma objetiva ha mostrado el profesional. Y el alcance de dicho incumplimiento se considera grave o relevante. Es decir, cuando se produce un despido disciplinario, el trabajador se ha alejado de algunas de sus funciones de forma evidente.

Causas que pueden propiciar un despido disciplinario en la empresa

Por ejemplo, imagina que un profesional llega tarde a su puesto de empleo sin una razón que justifique ese retraso. También puede ocurrir que la persona no complete el horario que le corresponde y se ausente durante un tiempo determinado (sin que haya un motivo para ello). Pues bien, son ejemplos de causas graves que pueden derivar en la decisión del despido. Existen otros motivos que pueden derivar en el mismo punto. ¿Qué ocurre cuando el profesional no cumple de manera recurrente con los objetivos establecidos y muestra un rendimiento que es visiblemente más bajo de lo esperado? Es otro tipo de situación que puede derivar en un despido.

Existen otros actos que pueden derivar en el mismo proceso, por ejemplo, aquellas acciones repetidas que ponen de manifiesto la indisciplina o la desobediencia del profesional en el cumplimiento de sus funciones. Conviene señalar que esta situación se enmarca dentro del despido procedente que indica que existen razones suficientes para formalizar la decisión final. Por tanto, se diferencia del despido improcedente que es aquel en el que desde el punto de vista legal no se producen las condiciones necesarias para llevarlo a cabo.

¿Qué es un despido disciplinario y cuándo se produce?

¿Y es posible cobrar el paro a partir de un despido improcedente?

Cuando se produce un despido, el trabajador puede conocer todos los detalles del mismo en la carta que recibe en este contexto. A partir de ese momento, es habitual que se haga muchas preguntas como, por ejemplo, si tiene derecho a paro. Generalmente, es posible acceder al mismo cuando el profesional cumple con los requisitos necesarios para ello. Sin embargo, es aconsejable hablar con un abogado para solicitar orientación particular en el caso de un despido disciplinario puesto que el profesional debe analizar la situación en su conjunto.

Por tanto, cuando un profesional se incorpora a su puesto de empleo en una empresa, asume unas obligaciones que quedan reflejadas en el contrato de trabajo. Como parte implicada en la firma del documento debe conocer cuáles son sus derechos, pero también sus responsabilidades. Más allá del compromiso, la implicación o la colaboración, hay otras variables que pueden mostrar un comportamiento diferente. En este artículo hemos profundizado en el despido disciplinario que se formaliza cuando una persona llega tarde al trabajo sin una causa justificada (o muestra otros comportamientos similares en el ámbito laboral).


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.