Los becarios deben estar dados de alta en la seguridad social

Los becarios deben estar dados de alta en la seguridad social

Muchos jóvenes universitarios y alumnos de Formación Profesional se adentran en el mundo laboral a través de un periodo de prácticas. La colaboración en un proyecto de empresa aporta un conocimiento esencial de las tareas y funciones del puesto. Por otra parte, también proporciona el contexto adecuado para desarrollar habilidades, trabajar en equipo o fomentar la colaboración con los compañeros. La realización de un periodo de prácticas, por otra parte, complementa la formación y los datos del currículum.

Pues bien, conviene indicar que hay una novedad muy importante en relación con la realización de prácticas profesionales a partir del 2024: los becarios deben estar dados de alta en la seguridad social. Supone un avance muy importante en relación con las condiciones específicas de este tipo de colaboración puesto que aporta un mayor nivel de protección. Y, por otra parte, la cotización es un valor que influye a largo plazo.

Un cambio muy importante en las prácticas remuneradas y no remuneradas

La cotización es importante en cualquier momento de la vida laboral, pero adquiere un significado más inmediato cuando el profesional se acerca a la etapa de la jubilación. Y, en ese momento, comienza a poner en perspectiva cuántos años ha trabajado y cuál es la pensión que le corresponde. Pues bien, que los becarios estén dados de alta en la seguridad social supone un avance muy relevante en relación con este punto. Sencillamente, el periodo de prácticas se suma a la cotización alcanzada a partir de otros años trabajados.

Conviene aclarar que la información a la que hacemos referencia no solo se aplica a aquellos estudiantes que lleven a cabo prácticas remuneradas, sino que la medida también beneficia a quienes realicen prácticas no remuneradas. La colaboración entre empresas y centros de formación es clave en la actualidad. Los centros de Formación Profesional y universidades son un referente en el campo de la innovación, el talento y el aprendizaje. Es decir, en sus aulas aprenden cada año nuevas promociones de alumnos que se preparan para afrontar su carrera laboral con una especialización concreta. Y la colaboración con empresas a través de periodos de prácticas supone un paso muy importante en la etapa académica por lo que representa en términos de evolución, conocimiento, desarrollo personal y habilidades.

A partir de ahora, las empresas deben tener en cuenta que los becarios deben estar dados de alta en la seguridad social. Un aspecto que implica a aquellos alumnos que participen en programas especializados. Por otra parte, conviene establecer una aclaración en relación con quién es el responsable de asumir el coste de la nueva medida en el contexto de las prácticas formativas. Si se trata de prácticas no remuneradas, es la entidad en la que el alumno lleva a cabo su colaboración la que debe hacerse cargo de esta cuestión. Por el contrario, si se trata de prácticas remuneradas, el dato queda integrado en el propio programa de formación (y que se alinea con la institución que lo financia).

Los becarios deben estar dados de alta en la seguridad social

Qué es un convenio de prácticas y cómo se relaciona con esta medida

En consecuencia, que los becarios estén dados de alta en la seguridad social supone un avance que beneficia principalmente a aquellos estudiantes que participan en convenios de prácticas laborales (que son beneficiados por la nueva ley). Cuando se establece un convenio de este tipo no se desarrolla un vínculo laboral con la empresa, sino que es una experiencia que potencia la formación y el aprendizaje.

El convenio de prácticas implica a tres partes muy importantes: la institución académica, el alumno y la empresa. Desde el mes de enero del 2024, existe una nueva condición que implica a los estudiantes universitarios y a los alumnos que cursan estudios de Formación Profesional: los becarios profesionales deben estar dados de alta en la seguridad social.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.